Tu yo digital es inmortal

En general, tenemos muy mal resuelto lo de la muerte. Y es curioso, es lo único que podemos tener claro en la vida: todos morimos.

No pasa nada, no hay por qué ponerse dramáticos ni tontos por lo de mal agüero, la muerte es ley de vida. Es triste, sobre todo si quien se muere es alguien a quien quieres, y es muy doloroso, sobre todo si es inesperado o es alguien joven que tenía toda la vida por delante. Pero es inevitable. Y, sin embargo, hay una resistencia natural a hablar de la muerte o de todo lo que la rodea.

Hasta ahora tenemos más o menos resuelto qué queremos que pase con nuestras propiedades en el Código Civil y, también con más o menos fortuna, qué queremos que pase con nosotros si llega el momento y no podemos tomar decisiones sobre cómo nos gustaría que nos trataran, gracias al testamento vital. Pero en los últimos años ha surgido una nueva necesidad: ¿qué pasa con el “yo” digital? ¿Qué pasa con nuestras cuentas en las redes sociales? Nosotros morimos pero nuestro yo digital es inmortal.

No es baladí. Imaginen ver cómo Facebook le recuerda el cumpleaños de alguien fallecido. O que Twitter les sugiera seguir a alguien que saben que ya no existe. Francamente, doloroso y desagradable.

Ante esta situación, las principales redes sociales han reaccionado y han propuesto diferentes soluciones:

Incluso han surgido algunas iniciativas que ayudan a tomar decisiones, con mayor o menor fortuna, sobre las cuentas de las personas que fallecen. Es el caso de If I dieLegacy Locker o Foowill.

Nuestro yo digital nunca muere así que no está de más pensar un poco en ello y tomar decisiones mientras podamos, para no hacer la puñeta a los que se quedan.

Al final, la mejor opción para no poner las cosas más difíciles es dejar por escrito nuestras contraseñas a una persona de confianza, para estar seguros de que todo se gestiona con cariño. ¿Están de acuerdo?

Anuncios

8 pensamientos en “Tu yo digital es inmortal

  1. La mejor solución es dar las contraseñas a alguien que confíes aunque claro, el problema está en encontrar a ese alguien. Aunque se que al final no lo haré. Por otra parte, en temas de redes sociales estoy de acuerdo pero por ejemplo cuando yo la espiche me gustaría que mi blog quedará ahí perenne para que las generaciones futuras comprueben lo que se perdieron por no haber podido conocerme 😀
    Besos guapa!

    • Yo también quiero que mis blogses permanezcan. algún día se estudiarán en la corriente literaria imperante en este comienzo de siglo “costumbrismo fantástico”. Pero me gustaría despedirme, no sé, que la gente supiera que la he palmao, no que he dejado de escribir y ya está, que me parece fatal.

      • Yo tengo un post programado para una fecha en el futuro distante. En caso de estar en la gran bolera del cielo se publicaría automaticamente y si aún permanezco en este valle de tetas se cambia la fecha para más adelante y listo.

  2. Yo propongo que, en los casos en los que no es posible publicar, que haya una persona autorizada (como en los bancos y eso) que pueda poner una esquelita y tal. Vamos, el mínimo del civismo…. Aunque, bien mirado, una vez me haya muerto, me la trae bastante al pairo….

  3. Siempre he pensado que en el momento de mi muerte, si es que la veo venir, no me importarán lo más mínimo las redes sociales. Imagino que una vez superado mi fallecimiento por mis seres queridos alguno de ellos se encargará de contactar con el soporte técnico de la red social pertinente para que me eliminen de su base de datos

  4. Pingback: Una lista de modelos (con humor) en las redes | COMUNICACIÓN DE RESISTENCIA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s